Nº de visitas

Seguir por correo electrónico

 

Buscar en este blog

Me gusta

Google, ahora también como diccionario

miércoles, 26 de marzo de 2014

Google ha anunciado en su blog una nueva y totalmente rediseñada función de lasBúsquedas de Google que hace mucho más que definir palabras. 

Se trata de una nueva función de diccionario que les muestra, directamente en los resultados de búsqueda, la definición de una palabra, frases que ejemplifican su uso, sinónimos e información adicional como su traducción a diferentes idiomas. 

Como parte de su trabajo para ahorrarnos tiempo y facilitar el acceso a información más útil, Google ha implementado esta nueva función, haciéndola muy simple. 

Sólo tenemos que anteponer “definición de”“definir” o “define” a la palabra que deseamos consultar y listo.


También podemos utilizar la búsqueda por voz de Google (muy útil cuando la palabra que buscamos es de difícil escritura o es muy larga). 

Sólo tenemos que hacer clic en el icono en forma de micrófono y pedirle a Google que defina una palabra. Además de la respuesta escrita, también recibiremos una respuesta hablada. 


Esta función está disponible sólo si tienen configurado el idioma español en su cuenta de Google. El español es la opción predeterminada para los dominios de Google en español como google.com.argoogle.com.mx,google.com.cogoogle.esetc., pero no para Google.com o google.de.

¿Por qué los planetas tienen forma esférica?

martes, 25 de marzo de 2014

Fuente Imagen | Banco de imágenes del MEC
Todos los planetas, absolutamente todos los planetas tienen una forma redonda, o más precisamente hablando, esférica. Los planetas, las estrellas y los cometas no son ni cuadrados, ni rectangulares ni de ninguna otra forma, son esféricos. Pero ¿por qué los planetas son esféricos?
Los planetas tienen esta forma gracias a la fuerza de gravedad. La manera más sencilla de entender por qué ocurre esto es verlo desde la formación de un planeta.
La gravedad atrae de una u otra manera la materia en forma de polvo y gas, la cual se encuentra esparcida por el universo. Todo este polvo y gas forma una masa. Esta comienza a juntarse en torno al centro de gravedad que ella misma forma.
Este centro gravitatorio hace que toda la masa se concentre hacia ella, y la única manera de que toda la materia esté lo más cerca posible de este centro gravitatorio es en forma esférica.
Es claro que los planetas no son exactamente esféricos, pero se aproximan bastante a ello. Cuando un objeto celeste comienza a superar cierta cantidad de masa, este comienza a redondearse por un proceso llamado ajuste isostático, el cual obliga a distribuir de una forma simétrica toda la masa en torno al centro de gravedad.
De esta manera, al estar toda la masa intentando estar más cerca del centro y al hacerlo desde todas las direcciones, la masa termina adquiriendo una forma esférica.

Cuento infantil: El inventor de pensamientos

lunes, 24 de marzo de 2014

Cuento infantil para enseñar a los niños y niñas la importancia de nuestros pensamientos en nuestras emociones y conductas.
viejo periodico 166x300 Cuento infantil: El inventor de pensamientosCuentan los habitantes del lugar, que hace muchos años vivía allí un inventor de pensamientos. Este inventor de pensamientos, tenía un trabajo muy importante porque inventaba pensamientos positivos para las personas. Si las personas tenían pensamientos positivos, se sentían bien y estaban contentas. Y cuando se sentían bien y estaban contentas se portaban muy bien y hacían buenas acciones.
El pequeño Teo, había escuchado muchas veces esas historias en boca de los mayores. Teo prestaba mucha atención a las mismas, porque el necesitaba al inventor de pensamientos, ya que siempre pensaba cosas malas acerca de todo lo que le ocurría. Cuando sacaba malas notas, pensaba que era imposible mejorar las calificaciones, que era culpa suya porque era un inútil. Si lo retaban en casa, pensaba que todos eran malos y que no le querían lo suficiente. Si alguna vez escuchaba un ruido por la noche, pensaba que algo terrible iba a suceder. Cuando perdía algún partido, creía que los demás no jugaban bien y que por lo tanto era culpa de ellos que no se esforzaban. Y de este modo siempre pensaba cosas negativas sobre todo lo que le ocurría.
Estas formas de pensar le hacían sentirse mal. Cuando pensaba que era un inútil se sentía triste y frustrado, y no estudiaba porque no le iba a servir de nada. Cuando le reían se sentía muy enfadado y se portaba muy mal para molestar a su familia. Si escuchaba ruidos sentía mucho miedo y no podía dormir. Cuando creía que era culpa de los demás perder los partidos, se enfadaba con ellos y les gritaba mucho.
Así que una mañana cualquiera decidido salir en busca del inventor de pensamientos y, después de mucho buscar lo encontró.
-Buenos días inventor de pensamientos. Le dijo Teo.
-Buenos días- respondió el inventor. ¿Te puedo ayudar en algo?
-Si señor-respondió el niño.- he oído que usted es un inventor de pensamientos y me gustaría que inventase pensamientos buenos para mí.
Teo le conto toda su historia. Le explico lo que pensaba en determinadas ocasiones, le comento como se sentía y lo que hacía y por eso era muy urgente que el inventor de pensamientos, inventara pensamientos positivos para él.
El inventor de pensamientos, le explico lo siguiente:
-La gente no explica bien mi trabajo, yo no puedo inventar pensamientos para ti. Yo solo puedo inventar mis propios pensamientos. Mi trabajo consiste en enseñar a los demás a inventarse sus pensamientos. Solo tú puedes inventar tus pensamientos, yo sólo puedo ayudarte a hacerlo.
Teo, que era un niño muy listo, enseguida comprendió lo que el “inventor de pensamientos” le había explicado. Y con ayuda de éste poco a poco fue cambiando sus pensamientos. Aprendió a pensar que cuando sacaba malas notas no era porque era inútil, sino porque no se había esforzado. Dejo de pensar que cuando lo retaban era porque no le querían y pensó que tal vez les hubiera molestado y se merecía el reto. Cambio lo que pensaba sobre los ruidos que escuchaba y ya no sentía miedo. Si perdía algún partido, dejo de pensar que los demás jugaban mal y empezó a pensar que tenían que animarse y aprender todos juntos a colaborar.
De esta forma, gracias a sus nuevos inventos de pensamientos, empezó a sentirse bien y sin darse cuenta comenzó a portarse muy  bien.

21 de marzo: Día internacional de la poesía

viernes, 21 de marzo de 2014

«Como expresión profunda del espíritu humano, como arte universal, la poesía es una herramienta de diálogo y acercamiento. Al dar acceso a la expresión auténtica de una lengua, la difusión de la poesía contribuye al diálogo entre las culturas y al entendimiento mutuo.»
Mensaje de la Sra. Irina Bokova, Directora General de la UNESCO,
con motivo del Día Mundial de la Poesía


Cada año, el 21 de marzo, la UNESCO celebra el Día Mundial de la Poesía y nos invita a reflexionar sobre el
poder del lenguaje poético y el florecimiento de las capacidades creadoras de cada persona. De acuerdo con la decisión de la UNESCO, el principal objetivo de esta acción es apoyar la diversidad lingüística a través de la expresión poética y dar la oportunidad a las lenguas amenazadas de ser un vehículo de comunicación artística en sus comunidades respectivas.

¿Por qué está inclinada la torre de Pisa?

jueves, 20 de marzo de 2014


La torre inclinada de Pisa es uno de los edificios más famosos de Italia. Es un campanario de mármol construido entre 1173 y 1360. Desgraciadamente los constructores eligieron un terreno muy blando, que no podía aguantar el peso, por lo que la torre enseguida comenzó a inclinarse. Ya está a 5 metros de la vertical a pesar de los esfuerzos realizados para sujetarla y los ingenieros no dejan de idear nuevos sistemas para evitar que se derrumbe del todo. La torre de Pisa se ha convertido en una de las curiosidades del mundo. El problema al que tienen que enfrentarse los ingenieros es cómo mantenerla de pie y cada vez está más inclinada. 

The thin blue line / La delgada línea azul

miércoles, 19 de marzo de 2014


The thin blue line / La delgada línea azul from Rafa Herrero Massieu on Vimeo.

Mafalda explica los Derechos del Niño

martes, 18 de marzo de 2014

En 1977 Unicef le pidió a Quino que los ilustrara con sus geniales personajes. ¿Quién mejor que Mafalda y sus amigos para contarlos? Para reír y pensar.

Objetos animados: ilustraciones de Victor Nunes

jueves, 13 de marzo de 2014




















Animales y cosas

miércoles, 12 de marzo de 2014

Estas ilustraciones son obra del pintor holandés Redmer Hoekstra. Su temática es muy variada, pero todas ellas conjugan animales con objetos cotidianos como un libro, un teclado, un barco o una locomotora. 


La misteriosa gota de agua

martes, 11 de marzo de 2014


¿Se notan las estaciones en el fondo del mar?

lunes, 10 de marzo de 2014

¿Se notan las estaciones en el fondo del mar?
El calor y el frío no solo influyen en los seres que viven en las superficies terrestre y marina, sino que también causan un efecto importante en los que habitan los fondos oceánicos. No obstante, en el agua los cambios tardan más en notarse, debido a que en este medio la temperatura se modifica menos y de forma más lenta que en tierra, lo que retarda el avance de las estaciones oceánicas. 

Sin embargo, durante el invierno y el verano, las grandes diferencias térmicas entre la superficie y el fondo hacen que se formen capas acuosas que no se mezclan entre sí, debido a su distinta densidad. En estas épocas, los nutrientes quedan atrapados cerca del fondo, donde no llega la luz. En cambio, en los periodos más templados de primavera y otoño las aguas vuelven a mezclarse, y el alimento abunda en la superficie, lo que, junto con la luz solar, permite a las algas que forman el fitoplancton –los microorganismos que hacen lafotosíntesis– crecer tan rápidamente como sus vecinas terrestres.

También con la subida de la temperatura del agua, algunas especies, como las medusas "se vienen arriba" y su presencia es notoria. Cuando abundan, es señal de que ha habido un ascenso térmico. El aumento de las temperaturas oceánicas también está afectando a la biodiversidad de los mares.

El rey avaricioso y el país de las cosas

viernes, 7 de marzo de 2014


Texto de Carolina Fernández
Ilustración de Brenda Figueroa

Uno de los lugares más llenos de cosas que ha existido jamás, era el País de las Cosas. En este lejano lugar, como se podrán imaginar lo más importante era tener muchas cosas.

Las familias tenían palacios de todos los tipos: palacios para ir a pasar los lunes y palacios que solo les gustaban los martes. Palacios para los días con sol y palacios para cuando llovía. Palacios para cuando se levantaban con el pie izquierdo y palacios para cuando lo hacían con el pie derecho. Lo mismo les pasaba con los carruajes. ¡No les valía con tener uno! A la gente del país de las cosas les gustaba tener uno para cada ocasión. Algunos iban tirados por caballos y otros por elefantes. Algunos estaban recubiertos de oro y otros de piedras preciosas. Y no hablemos de la ropa. Sus armarios eran tan grandes que había niños que se habían perdido dentro y no habían sido capaces de encontrarlos jamás. En definitiva, la gente del País de las Cosas tenía cosas que nunca jamás llegaría a utilizar.


Y como no podía ser de otra manera, el País de las Cosas estaba gobernado por el Rey Avaricioso. A éste nunca le había gustado mucho ni leer, ni cantar, ni jugar, ni mucho menos tener amigos. Lo que más feliz le hacía era tener cosas y así pensaba que tendría más poder y sería más importante. Por esta razón, el País estaba regido por tres normas fundamentales:

1. HAY QUE TENER CUANTAS MÁS COSAS MEJOR.
2. LAS COSAS CUANDO TE CANSAS DE ELLAS SE TIRAN, NUNCA SE REGALAN, SE CAMBIAN O SE ARREGLAN.
3. Y LOS NIÑOS MENORES DE 13 AÑOS NO PODRÁN TENER COSAS.

¿Qué los niños no podían tener cosas? Se preguntaran extrañados…pues sí, los niños hasta su decimotercer cumpleaños no podían tener nada de nada. Y la culpa de que existiera esta tercera norma era Areta.

Areta era la hija del Rey Avaricioso y desde pequeña siempre había sido una niña muy inquieta a la que le encantaba saltar, cantar y correr. Areta no necesitaba cosas para pasárselo bien, solo un par de artilugios, imaginación y mucha creatividad. Lo que más le gustaba a Areta era hacer ruidos: ruidos con los tenedores en los platos, ruidos con los palos en los árboles o ruidos con sus manos. Ruidos que nadie entendía pero que para ella tenían un ritmo y que le hacían sentir feliz.

Al Rey Avaricioso le enfadaba y sorprendía tanto que su hija no necesitara cosas para pasárselo bien ni estar contenta que un día se dijo:

- Si mi hija no quiere cosas lo mejor que puedo hacer es prohibirle que las tenga, de este modo, cuando no tenga nada entonces las deseará con tanta fuerza que querrá todas las cosas del mundo.

Areta cuando empezó a crecer y se dio cuenta de lo que su padre tramaba con la tercera norma se enfadó mucho.

- ¡¡Papá qué tontería de norma, yo no quiero cosas!! los niños y niñas no somos tan aburridos como los adultos y no necesitamos tantas cosas para pasárnoslo bien.

Y mientras se acercaba su cumpleaños número 13, sus ruidos cada vez parecían menos ruidos y más sonidos llenos de ritmo que casi parecían música. Por eso poco a poco los palos, los platos, las palmas y los silbidos comenzaron a quedarse cortos para lo que Areta quería hacer. Por eso, según se acercaba su cumpleaños y el final de la norma de su padre, Areta cada vez estaba más confusa. Ella que siempre había dicho que no se necesitaba nada para ser feliz, ahora quería algo que le iba a hacer la niña más feliz del Reino de las Cosas.

Areta había descubierto ese algo la primera vez que vio a los músicos de la corte. Ellos no hacían sonidos con palos, tenedores o palmas, sino con unos artilugios enormes y brillantes: los instrumentos. ¡Ella quería uno de esos!

Tres días antes de su cumpleaños su padre convencido de que su tercera norma habría funcionado preguntó al fin a Areta:

- Y entonces hija, ¿cuántas cosas vas querer? Dime todas las cosas que quieres y por fin las tendrás.
- Tenías razón, papá, deseo algo con todas mis fuerzas. Quiero por fin una cosa: quiero un instrumento musical.
- ¿Sólo uno? Hija puedo darte todos los instrumentos, y toda la música que desees…
- Ya papá, pero yo no quiero millones de instrumentos porque no podría aprovecharlos bien, quiero uno, el mío y lo deseo de verdad y con toda la ilusión del mundo para que sea yo quien haga mi propia música.

El Rey Avaricioso sin estar del todo convencido decidió dejar que su hija pequeña, ya no tan pequeña, le sorprendiera y enseñara algo, así que le regaló una sola cosa, lo que ella de verdad deseaba, un maravilloso instrumento para que por fin pudiera convertir esos sonidos en música.

Y curiosamente, cuando el Rey Avaricioso, comprobó por sus propios ojos, que su hija, no sólo utilizaba aquello que tenía sino que de verdad era feliz con ello, cambió todas las normas del reino por una sola y aprendió una gran lección:

 - SOLO SE PODRÁN TENER AQUELLAS COSAS QUE VERDADERAMENTE DESEES (si verdaderamente quieres ser feliz en el país de las cosas).

Y de este modo, el País de las Cosas empezó a tener menos cosas y más personas ilusionadas. Y las cosas empezaron a arreglarse, a regalarse, a cambiarse y sobre todo a utilizarse de verdad.


Fuente: http://www.cuentoalavista.com/2014/01/el-rey-avaricioso-y-el-pais-de-las-cosas.html?utm_source=feedburner&utm_medium=feed&utm_campaign=Feed%3A+cuentoalavista+%28Cuento+a+la+vista+-+El+blog+de+los+cuentos+infantiles%29

9 Pautas para desarrollar el hábito de la Lectura

jueves, 6 de marzo de 2014

La capacidad de leer va más allá de la habilidad para comprender las palabras escritas. Es una habilidad que se constituye como una herramienta imprescindible para el pensamiento, el aprendizaje, la inteligencia y el desarrollo pleno de la persona como tal.
La lectura nos abre las puertas a la información y formación en todos los sentidos, nos permite avanzar en conocimientos y saberes, nos aporta descubrimientos asombrosos.
Nos lleva por diferentes caminos hacía mundos mágicos, recorriendo nuestra imaginación y nuestra persona. El que lee, entiende, interpreta, busca en su interior, encuentra respuestas, reflexiona y avanza en un camino de desarrollo infinito, sin límites, en definitiva se desarrolla como persona.
lectura infantil Beneficios del Hábito de la Lectura

Beneficios de la lectura

Los beneficios de la lectura son muchos y tienen un gran valor, crear y desarrollar el hábito lector es dotar a la persona de importantes capacidades y conocimientos.
  • Desarrollo del pensamiento y del aprendizaje. Sirve como herramienta para orientar y estructurar el pensamiento, de esta forma permite guiar el aprendizaje.
  • Desarrollo de la empatía y la habilidad de escuchar. A través de la lectura los pequeños se meten en la piel de otros personajes, descubren como piensan y como sienten y lo que hacen en determinadas situaciones.
  • Desarrollo del lenguaje y de la expresión. La lectura nos permite observar el lenguaje, dando lugar a la reflexión inconsciente sobre el mismo, ya que nuestra atención está centrada en la historia.
  • Mejora la concentración y la reflexión.  La lectura requiere  atención y reflexión en lo que se está haciendo, tiene la ventaja de que esta se produce de forma inconsciente, sin hacer un esfuerzo por atender. De esta forma se desarrolla la capacidad de concentración.
  • Es un elemento fundamental para el desarrollo de la imaginación y la creatividad. La lectura introduce a los más pequeños y a los mayores en mundos mágicos, repletos de posibilidades, leemos el texto pero es nuestra imaginación la que va formando las imágenes de la historia en nuestra mente.
  • Es un elemento de relajación y de entretenimiento. La lectura, es una actividad que nos entretiene y al mismo tiempo es relajadas. Contribuye  también a reducir el estrés y el malestar emocional.
  • Contribuye a mejorar la ortografía.
  • Nos permite aprender cosas sobre el mundo que nos rodea. La lectura es un medio de incalculable valor para acceder a los conocimientos sobre el mundo que nos rodea, ya sean del tipo que sean.
  • El hábito de la lectura en los niños y niñas los hace seguros. La lectura les lleva por un lado a crear aprendizajes exitosos y esto les genera autoconfianza. Al mismo tiempo al leer pueden entender las situaciones de la realidad cotidiana a través de los personajes, esto les lleva a conocerse y entenderse.

Como desarrollar el hábito de la lectura

  1. Sirve de ejemplo. Si ellos te ven leer, imitaran tu conducta y se pondrán a leer.
  2. Léeles desde el principio, aun cuando no sepan leer, puedes acercarles al mundo de las letras, leyéndoles.
  3. Aunque sepan leer, es bueno que continúes leyéndoles, para que tomen la lectura como un hábito.
  4. Cuando les leas muéstrales el libro, para que despierte su interés.
  5. Busca lecturas para ellos. Adecuadas al nivel e intereses del pequeño.
  6. Habla con ellos sobre los libros, antes de que los lean, despierta su interés.
  7. Llévales a librerías y deja que echen un vistazo, que busquen, que ojeen libros y que ellos mismos escojan aquellos que les gustan.
  8. No les presiones demasiado. Deja que lea por gusto y no por obligación.
  9. Intenta acostumbrarle a leer todos los días un poquito, aunque no sea demasiado tiempo. Puedes subir el tiempo poco a poco.
Celia Rodríguez Ruiz
Psicóloga y Pedagoga
@Celia_RodrigRu

Como cuidar los libros de nuestra biblioteca

miércoles, 5 de marzo de 2014

Los libros no son imperecederos. Tanto los elementos ambientales como una mala preservación pueden deteriorarlos o, en el peor de los casos, acabar con ellos. Te contamos cómo cuidarlos para que duren toda una vida.
El cuidado oportuno de nuestra biblioteca hará que los libros se mantengan en perfecto estado. Compartir esta tarea con los niños y niñas desde la infancia hará que respeten los libros y aprendan a valorarlos apropiadamente. Un niño que se preocupa y cuida un libro es un niño que ha aprendido a apreciar lo que una obra significa y lo que puede ofrecerle hoy y mañana.
A continuación te contamos cuáles son los grandes enemigos de un libro, así como varios consejos para un buen mantenimiento.

El polvo


Al estar colocados en un mismo sitio durante largos periodos de tiempo, las partículas de polvo se adhieren a cubiertas y hojas con gran facilidad y en grandes cantidades sin que apenas nos demos cuenta. Dicho polvo lleva consigo partículas que pueden oxidar el libro y, en ocasiones, incluso huevos de insectos. Es aconsejable limpiar regularmente el canto superior de los libros con un plumero o una brocha de cerdas suaves.
Para realizar una limpieza más profunda, por ejemplo, alrededor de cada seis meses, sacaremos los libros de sus estantes. El mueble debe limpiarse primero con un paño húmedo para retirar el polvo y luego proceder a su secado con papel o una bayeta seca. Ten en cuenta que el estante debe estar bien seco antes de volver a colocar los ejemplares en él.
En cuanto a los cantos y tapas del libro, podemos utilizar el plumero, un paño seco o un pequeño aspirador, manteniendo el libro bien apretado para que el polvo que retiramos no se introduzca entre las páginas. Como truco para apartar el polvo adherido a los bordes de estas, podemos utilizar una goma de borrar lápices bien limpia.

 

LA TEMPERATURALA LUZ Y LA HUMEDAD


Además del temible fuego, los otros tres grandes enemigos de un libro son la temperatura del lugar donde se halla la biblioteca, la luz y la humedad. Esta debe ubicarse en un lugar con luz tenue, seco y ventilado, evitando fuentes de calor como radiadores, chimeneas o calefactores eléctricos, que pueden ajar el papel y resecar la cola de la encuadernación. El flujo de aire es recomendable para evitar el típico olor a libro viejo que provocan la lignina del papel y la tinta.
La luz del sol nunca debe incidir sobre los volúmenes, pues el papel se degradará rápidamente, además de perder el color de las tapas. Un detalle a tener en cuenta si sacamos un libro para leer al aire libre o lo dejamos olvidado junto a una ventana. La luz fluorescente tampoco es aconsejable.
En cuanto a la humedad, sin duda es uno de los elementos más destructivos con los que un libro puede toparse. Evitemos habitaciones con esta característica, lugares cercanos a una ventana, a cañerías o tuberías que puedan sufrir pérdidas. La humedad ambiental provoca movimientos de contracción y dilatación, que desbaratan y deterioran poco a poco los materiales del libro. Además, sumada a una temperatura alta invita a la proliferación de hongos.
Es aconsejable que las estanterías cuenten con un fondo de madera que aísle los ejemplares de la pared. En el caso de librerías al aire, procura que los libros no toquen el muro. Si encuentras un libro con trazas de humedad o moho entre sus páginas, sepáralo del resto para que no se contaminen también. Puedes colocarlo eventualmente en otro lugar aireado y con luz moderada. Para limpiar las hojas con manchas de humedad se recomienda espolvorear polvos de talco por encima y mantener el libro apartado durante varios días con algo pesado encima. Pasado el tiempo, retiraremos el talco con un cepillo suave página a página.

LA UBICACIÓN


Otra cuestión a tener en cuenta a la hora de preservar nuestros libros es su disposición en los estantes. Los ejemplares deben colocarse sobre un anaquel plano, horizontal y de manera vertical. De lo contrario, se deformarán, dañando la encuadernación.
Asimismo, se recomiendan estanterías abiertas en vez de cerradas. Estas pueden cuidar la exposición al polvo o resultar más bonitas a la vista por su diseño, pero también son perjudiciales por la acumulación de humedad. En cuanto a los materiales, se aconseja la madera antes que el vidrio, pues este no permite que el aire se renueve y puede afectar al papel.
Por último, debemos cuidar la presencia de insectos como termitas, cucarachas, u otros animales como ratones, que puedan comerse las páginas o utilizarlas para dejar sus huevos.

OTROS CUIDADOS



·             No forzar el libro al abrirlo o apoyarlo con las páginas abiertas en un ángulo de 180º, puesto que la encuadernación sufre y se deforma y podrían despegarse las páginas o las tapas.

·             No doblar las esquinas de las páginas para señalar un punto de lectura. Si ya lo hemos hecho o nos encontramos un ejemplar así, podemos humedecer levemente el papel y dejar el libro prensado con peso encima durante varios días hasta que recupere la forma.
·             No usar cinta adhesiva para pegar hojas o la cubierta, ya que el ácido del pegamento puede decolorar el papel y, a la larga, arruinarlo.
·             No humedecer los dedos con saliva para pasar las páginas.
·             No guardar flores u hojas de plantas y árboles entre las páginas, las cuales, al descomponerse, mancharán el papel y lo degradarán.
·             No toser, estornudar, ni usar insecticidas o perfumes sobre un libro.
·             Mantener la comida, la bebida y las manos sucias lejos de nuestros libros. Un accidente puede ocurrir en cualquier momento.
·             No subrayar ni escribir con bolígrafo o destacadores.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Con la tecnología de Blogger.